La intrincada mente de Jhonathan Nolan (hermano de Cristopher)

Memento es una película de Cristopher Nolan, que al igual que Shutter Island de Martin Scorsese, me hizo sentir tan sumergida en el rol de sus protagonista principal, que me sentí “tan engañada como al personaje de la historia”. No es sino hasta el final que te das cuenta, en el mejor de los casos, que la historia tiene un sentido opuesto al que imaginaste todo el rato. Para muchos es preciso, verla con detenimiento más de una vez, fue mi caso.

Debo aclarar en este momento que esta entrada pierde efecto para quienes no hayan visto esta maravillosa obra de Nolan, pues la intención esta vez, no es describir el argumento sino entrever qué hay detrás de él.

Sin duda, en esta película existe una isotopía marcada en torno a la venganza y la manipulación; terminamos de entender en algún momento que Leonard se manipula a sí mismo para lograr la venganza (que no es más que la razón que motoriza su vida, sea quien sea el sujeto de dicha venganza) en contra del asesino de su esposa, las dos veces inclusive, y la venganza en contra de Teddy, quien lo manipuló para que vengara la muerte de su esposa por segunda vez.

Teddy y Natalie logran, manipulando a Leonard, que el satisfaga sus intereses; e de Teddy matar a Jimmy Grants y el de Natalie que se deshiciera de Dobb, a diferencia de Teddy, Natalie devuelve el favor a Loenard, haciendo que este recuerde que “debe” matar a Teddy porque lo está utilizando, ¡como si ella no!  En fin, todo una enrollada trama a la que se le suma el hecho de que no está siendo narrada con una secuencia cronológica coherente. Una magnífca combinación de flasbacks y flash forwards te devanan los sesos lentamente.

La presencia de música no es algo que vayas a encontrar en esta pieza, las secuencias, diálogos y en general el hilo conductor son tan intrincados que es preciso fijarse con mucho detenimiento en los detalles visuales (que también “esconden” varias pistas) y los diálogos que ocurren entre los personajes.

Asumimos que las actividades asociadas a la vida humana como comer y bañarse entre otras cosas pertenecen a ese segmento de elementos diegéticos que no están expresados en la narrativa ni estén demostrados en las acciones, estas sólo desviarían la atención a elementos irrelevantes de la historia, que ya bastante difícil de entender está.

La modelización de esta película se corresponde más con elementos abstractos que figurativos, pues constantemente construyen situaciones a partir de palabras (los tatuajes y mensajes de Leonard) y no de imágenes que puedan explicar por sí solas el por qué de lo que acontece, aunado a esto, el modelo goza de mucho dinamismo pues casi todas las escenas hasta el final, reclaman otra escena o acción para poder entenderlo.

Los códigos sub, supra e intrafílmicos utilizados y sugeridos por Nolan en su creación también se las traen. Es decir, los códigos subfílmicos, que son aquellos paradigmas que llevamos en nuestras mentes antes de ver la película, requieren de un entendimiento que no les es propio a tooodas las personas, pues hace falta un poco de madurez para entender que los problemas psicológicos, las neurosis y otras afecciones de este tipo, pueden jugar un papel determinante en el comportamiento y conducta humana, y que es tan fuerte que pueden inducir al asesinato, al autoengaño, al auto sabotaje, entre otras cosas bastante peligrosas.

Los códigos suprafílmicos utilizados en la historia se corresponden con aquello que permite que el espectador se conecte y encuentre sentido son limpiamente ejecutados, pues considero que resulta fácil despertar empatía con un hombre que sufre la pérdida de su ser más querido y todas las emociones que eso implica.

Por si fuera poco entonces, los códigos intrafílmicos, es decir el movimiento que hay dentro de la película es todo un “arroz con mango” de atrás para adelante y viceversa. En otras palabras muestran el estado realizado del actor antes del actualizado, con una mezcla bastante difusa entre las relaciones virtuales y reales que sólo me hacen concluir con que Memento es sólo para detallistas e inteligentes 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *